Los lugares presentados en está historia forman parte del FACTORTIERRAtour. Si deseas conocerlos, infórmate aquí.
 

 

Un Rey pierde su reino

 

Aldo Palacios Navarrete

 

Luego de ser impulsado como una rareza turística, la actual gestión municipal de Tambogrande ha dejado al Algarrobo Rey en el descuido; incluso la placa conmemorativa está partida en 2.

 

TAMBOGRANDE, Piura-- Algunos días atrás, amigos y amigas de la facultad de Turismo y Hotelería de la Universidad Alas Peruanas tuvieron la iniciativa de elaborar un trabajo en base a los atractivos turísticos de Tambogrande. Muy gustosamente acepte la propuesta de acompañarles en este reto, claro, orgulloso de lo que acá tenemos, así que me puse pilas para organizar la travesía.

 

Mira el mapa de la zona relatada en esta historia.

 

Llegaron muy temprano. El punto de encuentro fue en la casa de una amiga de Tambogrande, la señora Rosa Oralia Panta. Ella nos atendió muy bien a todos, preparo algunos platillos típicos de la zona, como: chancho frito con tamales de maíz, hígado de chancho encebollado y chicharrones de chancho. Estaba muy rico.

 

Su casa es muy acogedora, mis visitantes se notaban contentos.

 

Cuando el río Piura crece, lo ideal es subirse en  una de estas cámaras de neumático, y confiar en la fuerza de los lugareños para llegar a Locuto, donde se están desarrollando proyectos interesantes para aprovechar el bosque seco.

 

Locuto

Salimos de allí una hora después rumbo al río Piura para mirar la belleza del paisaje y el ingenio de mis paisanos que a falta de puente utilizan cámaras de neumático para cruzarlo de una orilla a otra.

 

Apreciaron después de la temporada lluviosa, y aprovechando que la creciente disminuye los campesinos hacen producir la tierra a orillas del río.

 

Cruzamos a la otra orilla que es casi un mercado puesto que aquí se realizan varios negocios con los campesinos que venden sus productos (menestras y frutas), aquí también hay muchas vivanderas ofreciendo la rica chicha de jora y el popular cebiche y sudado por supuesto muy baratos

 

Luego caminamos un poco para ir a las procesadoras de algarroba, donde  se elaboran productos como algarrobina, café de algarroba, algorropolvo, pastel de algarroba, helado de algarroba, miel de abeja, polen etc., en el trayecto se podía apreciar los cultivos de menestras que son temporales gracias a las lluvias anteriores, además de sandias y zapallos.

 

Ahora la calidad de vida de la gente de esta zona esta mejorando con la venta de sus productos que está a muy buen precio en la empresa Santa María de Locuto. Compramos algunos frascos de algarrobina para nuestro consumo diario. Antes de esto, dos de los estudiantes ingresaron para mirar y grabar el procesamiento de la algarroba, después regresamos a Tambogrande claro sin antes sentarnos a tomar chicha y un cebiche en la orilla del río con las vivanderas de allí rumbo al terminal terrestre.

 

La poca afluencia de gente a los Peroles de San Francisco lo siguen perfilando como un gran atractivo ecoturístico, así que si vienes por aquí, puedes darte un chapuzón a confianza.

 

Los Peroles de San Francisco

Contratamos un auto para que nos traslade a los Peroles de San Francisco de Yaranche a una hora con quince minutos. Después de Tambogrande el trayecto es un poco pesado y es fácil perderse pues no hay buena señalización pero esto es parte de la aventura, llegamos, y el lugar como siempre causa impresión. El agua aquí estaba riquísima y mas de uno tomo un baño, otros se limitaron a tomar fotos, otros a explorar el lugar.

 

Amarga sorpresa

Vista en detalle del llamado Algarrobo Rey, ubicado en el pueblo de Carrizalillo. Nota el grosor del tronco que es producto de su continuo crecimiento por casi medio milenio. No es el único árbol longevo en esta zona.

Después, con mucho entusiasmo y orgullo, les hable de nuestro símbolo por el que también somos muy famosos, me refiero al algarrobo mas antiguo “El Algarrobo Rey” un árbol de más de 500 años.

 

Ubicado en la zona de Carrizalillo, una hora y media más adentro de donde estábamos.

 

Decidimos ir a visitar el icono de Tambogrande, llegando ya bastante cansados por el trayecto. Yo estaba emocionado. Iba a presentarles al protector de Tambogrande.

 

Según la leyenda un cacique se convirtió en algarrobo para proteger a su pueblo; pero mi sorpresa y la de todos fue encontrar el lugar en un estado que lamente mucho, algún tiempo atrás.

 

Apenas hace un año, llegue a este árbol y la vista  no era la misma. Sentí tanta rabia al ver este símbolo de mi pueblo convertido en corral de animales (vacas, chanchos, caballos).

 

Los chicos y chicas me dijeron que cómo podíamos tener un lugar como este en las condiciones que ahora se aprecia. Y es que en realidad, sentía tanta vergüenza que no podía responder nada.

 

Antes era un lugar muy acogedor con juegos y cabañitas para descansar, ahora esta lleno de maleza y animales pastando; pero, a pesar de esto ellos no dejaron de admirar el grosor del árbol, no se cansaban de preguntar por su antigüedad y eso me reanimo. Además aun estamos a tiempo de parar con todo este descuido…

 

Por tal motivo exhorto a las organizaciones educativas, culturales y a nuestras autoridades a aportar para que este Protector de Tambogrande no siga sufriendo nuestro abandono. Aun estamos a tiempo.

 
Historias relacionadas

Mira el mapa de la zona relatada en esta historia.

Las fotos de esta historia se encuentran disponibles para que las envíes como postales electrónicas; entérate aquí.

 

Toda la información de este sitio web puede ser reproducida siempre que se indique la fuente.

All this website's information can be reproduced, if source is mentioned.

©Copyright 2008 Asociación Civil FACTORTIERRA. All Rights Reserved.